Rosenkrantz fue designado por Decreto. Es un abogado asesor de empresas, fue mentor de la sentencia del 2×1 a los genocidas y además piensa que los fallos internacionales no son aplicables en Argentina.

Está involucrado en la venta de activos de una empresa endeudada. La maniobra la dejó insolvente y le impide cobrar a los empleados que se quedaron sin trabajo y a la AFIP.

Uno de los jueces puestos inicialmente a dedo y por decreto por el presidente Mauricio Macri y luego ratificado en Senadores habría incurrido en actos de corrupción según un informe presentado este domingo por Tomás Méndez en el programa ADN que se emite por C5N.

El 7 de abril de 2015 la empresa Operadora de la Costa, que explotaba la franquicia de una multinacional, debía más de 20 millones de pesos. La firma puso a disposición sus bienes y fueron embargados por AFIP y de la multinacional.

Tras el embargo, la empresa y la multinacional asesorada por Rosenkrantzvendieron fraudulentamente todos los bienes.

Para eludir la ley, utilizaron un acta de directorio y una fecha de asamblea trucha ya que uno de los socios de Operadora de la Costa no se encontraba en el país. El representante legal de la contraparte era Rosenkrantz.

El hecho que más lo complica es que la multinacional adquirió los bienes muebles sin cumplimentar el debido proceso. Esta maniobra dejó a la empresa quebrada sin posibilidades de cumplimentar sus obligaciones con AFIP y los juicios laborales.

 

Fuente: https://portaldenoticias.com.ar

Dejá tu Comentario...