Este viernes se publicó el decreto reglamentario que autoriza la exploración y explotación de hidrocarburos no convencionales.

La explotación de hidrocarburos no convencionales a través de la fractura hidráulica, más conocida como fracking, ya tiene reglamentación en nuestra provincia. En el Boletín Oficial del viernes se publicó el decreto N° 248 que detalla los procesos administrativos y futuros controles para la realización de esta técnica que ha generado controversias.

En conferencia de prensa, el secretario de Ambiente, Humberto Mingorance y el subsecretario de Energía y Minería, Emilio Guiñazú, detallaron los requisitos que tendrán las empresas que se dispongan a realizar fracking. La ley nacional establece que las provincias puede llevar procesos de estimulación hidráulica, lo que no existía en el país era una reglamentación ambiental al respecto”, aseguró Mingorance.

Asimismo comentó que partir de una prueba piloto que se realizó en el puesto Rojas de la mano de la empresa El Trébol, obtuvieron conclusiones precisas sobre las exigencias necesarias.

Con respecto a la probable contaminación del agua, uno de los principales cuestionamientos a la técnica, remarcó que llevarán adelante controles tanto la Dirección de Protección Ambiental que depende de la Secretaría, como el Departamento General de Irrigación. Para poner como ejemplo aseguró que el recurso hídrico que se utilizó en la prueba piloto fue un 70% de agua de formación, que calificó como inservible, y solo 30% de agua dulce.

Por su parte, Guiñazú adelantó que esta nueva reglamentación le abre un nuevo horizonte productivo a la provincia. “Un desarrollo no convencional puede llegar a traer inversiones del orden de los mil millones de dólares y prácticamente duplicar el nivel de actividad de la provincia de Mendoza, sólo con un desarrollo no convencional”, manifestó.

El texto de la norma pasó previamente por una audiencia pública que se realizó en Malargüe en diciembre del año pasado. Si bien allí no tuvo demasiadas críticas, la reunión en sí misma fue cuestionada por algunos sectores por realizarse en ese departamento y alejada del Gran Mendoza.

Puntualmente, el decreto publicado dispone que la autoridad de aplicación sea la Secretaría de Ambiente y Ordenamiento Territorial y establece que todo proyecto de exploración y explotación en formaciones no convencionales debe pasar por una evaluación ambiental. En sus artículos exige la adopción de un sistema cerrado de procesamiento de fluidos y que se realicen controles de las medidas preventivas para preservar aguas superficiales y subterráneas.

Dejá tu Comentario...