Si bien se comenzó a rumorear que Mendoza es una de las provincias con mayor consumo de tabaco en el país, Unidiversidad consultó a especialistas en la materia para conocer cuál es situación local. El neumonólogo Nicolás Cangiani explicó que su consumo se encuentra en descenso a nivel general, pero destacó que se comienza a fumar a menor edad de la prevista.

“Los datos a nivel nacional indican que la incidencia ha disminuido, es decir, cada vez fuma menos gente. La Asociación Argentina de Medicina Respiratoria también indica que el número de personas que consume tabaco ha disminuido. Lo que aumentó es la edad de inicio precoz, que se ubica entre los 12 y 14 años”, detalló Cangiani, médico neumonólogo del Hospital Universitario.

Especialistas consideran que cada vez es menor la cantidad de personas que fuman debido a las leyes que visibilizan los daños que produce su consumo. “Hoy en día se sabe el daño y eso ha generado que se disminuya”.

“A nivel general, el cigarrillo produce una sensación desagradable. A esa edad es una cuestión social, porque empiezan a fumar cuando ven a algún amigo hacerlo, pero la adicción al cigarrillo empieza después del año de su consumo”, dijo el especialista a este portal.

A escala nacional, la 4° Encuesta Nacional de Factores de Riesgo 2018, indicó que si bien los números de consumo de tabaco comenzaron a bajar lentamente (en el periodo 2005- 2018), se empezó a utilizar el cigarrillo electrónico, como alternativa del tradicional (1, 1 % de la población manifestó consumirlo).

Con respecto a ello, Nicolás Cangiani comentó que es un error considerar que el cigarrillo electrónico o los vapeadores son más saludables que el cigarrillo tradicional.

“El cigarrillo electrónico es igual de malo que el común porque cualquier forma de combustión que se inhale es dañina para el cuerpo, inclusive se cree que la marihuana es más sana que el tabaco, cuando no es así y hay estudios que lo demuestran”, expreso Cangiani.

El estudio a nivel provincial

Un estudio realizado en 2017 por el Ministerio de Salud provincial indica que más de 100.000 mendocinos comenzaron a fumar durante el último año. Además, expresa que esta cifra provincial duplica la media nacional, en la que los jóvenes entre 25 y 34 años llevan la delantera.

En líneas generales, el estudio indica que si bien existen algunas variaciones con respecto al género, la edad promedio de inicio de consumo de tabaco se ubica en los 14 años, con una representación del 8 % del total. Además, los jóvenes que tienen entre 25 y 34 años representan el 22 %, de los cuales 13 % son hombres y 9 % mujeres.

Otro dato que se destaca es que, en el periodo 2010- 2017, el consumo de tabaco en el país pasó de 27,4 % a 28,6 %, es decir, un incremento de 1,2 puntos porcentuales. fuente: Unidiversidad/ Ángeles Balderrama

Gerard404
Gerard404 * Soluciones Informáticas
Gerard404 * Soluciones Informáticas
Gerard404 * Soluciones Informáticas

Dejá tu Comentario...