El Insólito hecho ocurrió en un poblado italiano por la falla de una válvula de una embotelladora de vino local. Ni lerdos ni perezosos, los lugareños aprovecharon para embotellarlo

Hace unos días, un increíble hecho ocurrió en Settecani, una aldea próxima a Módena, en Italia. En un primer momento, comenzaron a sentir el olor pero no sabían desde donde provenía. Luego, al abrir la canilla vieron que en vez de salir el agua ínsipida, incolora e inodora, salía un líquido rojo.

Sorprendidos, alertaron a las autoridades del lugar. Tras las denuncias, la municipalidad aclaró que por un error en el suministro público de agua potable, en vez de agua había vino por las cañerías.

El líquido que salió de sus canillas era lambrusco. Es una bebida espumosa producida por la fábrica Lambursco Grasparossa di Castelvetro. Luego del incidente, desde las redes sociales, el fabricante explicó lo que ocurrió. “Debido a un fallo en la válvula del circuito de la lavado de la línea de embotellado, esta mañana salía vino de algunos grifos de Settecani“, indicó.

Según las aclaraciones a los medios de comunicación, el hecho se debió a que por una presión más alta que la del agua, el vino empezó a circular por las tuberías en dirección contraria y se filtró en las cañerías de agua potable que conducen a las casas más cercanas a la bodega.

Tras las denuncias, la junta de administración local publicó un comunicado para llevar tranquilidad y asegurar que el incidente se resolvió el mismo día. Además, confirmaron que el vino que llegó a las viviendas era “líquido alimentario no dañino” y estaba “libre de riesgos”.

Según el sitio web The Local, muchos habitantes de Settecani aprovecharon para embotellar el líquido y poder consumirlo más tarde.

Gerard404
Gerard404 * Soluciones Informáticas
Gerard404 * Soluciones Informáticas
Gerard404 * Soluciones Informáticas

Dejá tu Comentario...